Nuestras ánforas.

La tarea ha sido resuelta satisfactoriamente. La información aportada nos dice que para mantenerlas derechas acababan en punta y así podían sostenerse hundidas en la arena de las playas o en soporte de madera en forma de anillo dentro de los barcos.

Las asas también tienen su función, permiten el uso de cuerdas o ganchos para su traslado.

¿Tenían tapadera, seño? ¡ Ya lo creo que sí! Tenían tapaderas de madera o corcho selladas con resina de pino o arcilla.

El "garum" se transportaba en ánforas, era imprescindible en cualquier mesa romana.
Se hacía con la maceración en sal de trozos de pescado, tripas, huevas y despojos. Abría el apetito y hasta curaba úlceras.

También transportaban el " mulsum", bebida favorita romana, una especie de vino dulce.







Comentarios

Entradas populares de este blog

Patricias romanas

Es una verdad universalmente aceptada... Final de proyecto

Personajes históricos y acontecimientos más importantes